La fiscal Gorgas tomó el caso por el faltante de armas en la Policía

En la Policía de Córdoba admitieron que existe una “inconsistencia” en los inventarios; la Fiscalía del fuero Anticorrupción y Penal Económico ordenó el secuestro de documentación “a fin de resguardar la prueba” 

La fiscal de feria del fuero Anticorrupción y Penal Económico, Milagros Gorgas, dispuso en la víspera el secuestro de “todo lo actuado en sede policial con motivo del informe emitido oportunamente por la Sección Armas y Explosivos, sus anexos y notas complementarias”. Gorgas procedió de esa manera, tras la denuncia realizada por el abogado Marcelo Touriño en la que sostiene que existe un supuesto faltante de 1.500 armas cortas y largas entre 2007 y 2017 de la Jefatura de Policía.

Según indica la denuncia, existió inacción de las autoridades policiales y del área de Seguridad al tomar conocimiento de un informe de la División Armamentos y Equipos de la Policía de la Provincia. Al parecer, al haber detectado las irregularidades en las auditorías de armas encargadas, las autoridades habría “ocultado la información, sin tomar las medidas necesarias para esclarecer lo informado”. La denuncia alcanzó al ex secretario de Seguridad, Diego Hak; y al jefe y al subjefe de Policía, Gustavo Vélez y Gustavo Folli Pedetta, respectivamente.

Por lo expuesto, y a partir de la exposición mediática que la noticia adquirió, la fiscalía dispuso secuestrar la documentación, “a fin de resguardar la prueba”, para su posterior examen y análisis, informó ayer el Ministerio Público Fiscal.

La grave acusación de Touriño se suma al escándalo que se desató la semana pasada en el seno de Seguridad, cuando Hak debió renunciar al cargo tras verse involucrado (junto a su padre) en el supuesto delito de sobornos y venta de estupefacientes. Con este telón de fondo, Folli Pedetta salió a desmentir el faltante de armas.

El martes por la tarde y en rueda de prensa, el subjefe de la Policía aclaró que “no es que faltan 1.500 armas. Resulta que hay una inconsistencia marcada entre cantidad de armas que se dice que hasta el momento faltaban. En el informe dicen que son 1.500 pero que hay 1.700 y pico de armas más que se entregaron a personal policial y que no están, eso quiere decir que sobran armas”.

En relación a ello, ensayó una explicación: “No están registradas porque primero se hacen pruebas y comparaciones; recién cuando el arma está óptima se la registra. Se está haciendo relevamiento de armas históricas de hace más de 100 años, donde no hay registro y claro que tendremos esa inconsistencia de archivos. Hay armas Thompson que son de 1900”, dijo la autoridad policial.

Más legisladores le piden explicaciones al ministro Massei

El ministro de Gobierno, Carlos Massei, quedó en el centro de las miradas a partir de las graves denuncias que sacudieron a la Secretaría de Seguridad de la provincia y a la Policía de Córdoba. Ante esta situación, el pedido para que el ministro de mayor confianza del gobernador Juan Schiaretti concurra a dar explicaciones a la Legislatura suma adeptos con el transcurrir de los días. Así como la semana pasada fue el legislador radical Miguel Nicolás quien pidió explicaciones por las denuncias que involucraban al ex secretario de Seguridad, Diego Hak, en esta oportunidad la parlamentaria independiente Liliana Montero y el legislador del Frente de Izquierda y de los Trabajadores, Ezequiel Peressini, se manifestaron en igual sentido. En ambos casos, luego de las denuncias que presentó el abogado Touriño por el faltante de armas. “Ahora resulta que habría un faltante de armas. La seguridad es cosa seria, pero en esta provincia desde hace 20 años la meten al barro”, denunció Montero. Por su parte, Peressini confirmó que presentó un pedido de “citación inmediata” del funcionario provincial a la Unicameral. 

Reflotan un proyecto para crear una comisión de control del stock de armamento

La polémica por la denuncia del faltante de 1.500 armas operativas de la Jefatura de la Policía provincial se extendió al ámbito legislativo, ya que el parlamentario radical Javier Bee Sellares reflotó una iniciativa presentada a principios de año que propone la creación de una comisión de control  del stock de armamentos y equipamientos en la fuerza. “Me parece que nos va a generar tranquilidad a todos que la Policía tenga un debido control de las armas, que son un bien público y utilizadas por funcionarios públicos”, argumentó ayer el legislador, quien presentó el proyecto tras el violento golpe comando en Nueva Córdoba pero no logró que la Unicameral le diera tratamiento. Bee Sellares explicó que la comisión estaría bajo la órbita de la Legislatura y se encargaría de realizar la investigación, seguimiento y control del stock de armas, municiones y chalecos de la Policía. “En el ánimo de aportar en medio de una situación desesperante y preocupante, lo que planteamos fue la creación de esta comisión”, argumentó el legislador radical, que insistió con que el objetivo es llevar el seguimiento de un stock “que permita tener determinadas garantías”.

Mosquera, nuevo secretario de Seguridad, salió a respaldar a las autoridades policiales

El nuevo secretario de Seguridad, Alfonso Mosquera, respaldó ayer a las autoridades de la Policía de Córdoba, tras la denuncia penal que presentó un abogado por el supuesto faltante de 1.500 armas. “Es un informe que no llegó a ser tal, sino un borrador. No lo damos como un documento definitivo. La idea era seguir haciéndolo”, dijo el flamante funcionario en relación al inventario en discusión. “Hay un documento preliminar, y una denuncia. Esto no nos escandaliza. Estamos al servicio de la investigación de los hechos”, recalcó Mosquera en declaraciones a Mitre Córdoba. En sintonía con lo expresado por el subjefe de la Policía, Gustavo Folli Pedetta, Mosquera agregó que el relevamiento se dio en el marco del reordenamiento del stock de armas. “Cuando empezó este relevamiento comenzaron a surgir obstáculos que impidieron que este trabajo sea un trabajo complejo. Databa de los primeros años del siglo pasado. A ello se agregó que los libros mayores de un stock anterior habían sido secuestrados con motivo de la investigación del faltante de las 72 armas”, dijo. Se refería a la causa por el robo de 72 pistolas en la misma Jefatura, hecho que ocurrió en 2015, cuando Julio Suárez era jefe de Policía y José Manuel de la Sota, gobernador.

22 Septiembre 2018
Whatsapp
© 1997 - 2018 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar