19
Jue, Octubre 2017 07:02 PM

Política

La precandidata a senadora por Unidad Ciudadana, Cristina Fernández de Kirchner, cerró ayer su campaña de cara a las Paso del domingo con un acto en la Universidad de La Matanza

La exmandataria evitó confrontar fuertemente con el Gobierno aunque sí cuestionó a su contrincante de Cambiemos, Esteban Bullrich, y pidió por la aparición con vida de Santiago Maldonado. “Miren lo que está pasando con quienes decían que era el mejor ministro de Educación de la Argentina, ahora lo tienen que esconder y callar la boca, porque espanta miles”, consideró Fernández en su discurso, donde incluso ensayó una autocrítica: “Algunas veces no fuimos tan humildes como hubiéramos tenido que ser”, afirmó.

La exmandataria consideró que el Gobierno tiene “creencias equivocadas” respecto a lo que necesita el país, y reiteró que “ha venido a desorganizar la vida de la gente”, porque antes la población “no tenía miedo de perder su trabajo, ni hablaba de la comida que no alcanza”. “Estamos discutiendo cosas que ningún ciudadano o ciudadana creía que debería volver a discutir. Estamos discutiendo del trabajo, de la comida que no alcanza, de comederos y merenderos superpoblados, de facturas impagables. Esto no es ya ni piso democrático, es piso de dignidad”, consideró Fernández, quien pidió que los votos no sean “de bronca” sino un “llamado de atención y advertencia” al Gobierno para que cambie el rumbo y entienda que “así no se puede seguir”.

0
0
0
s2sdefault