Advierten que la pandemia se vincula con el daño ambiental

Aumentará la propagación del coronavirus cuanto mayor sea la degradación del ecosistema

Un grupo de especialistas capacitados en medioambiente advirtió sobre la relación directa entre la emergencia de la pandemia y el deterioro ambiental causado por la actividad humana en términos de calentamiento global, pérdida de biodiversidad, uso del suelo e hipermovilidad. También indicó que podría generarse un efecto rebote en las emisiones de CO2. Por su parte, Bruno Giambelluca, miembro de campañas Greenpeace Argentina, señaló que a mayor degradación medioambiental, mayor será la propagación de nuevas pandemias. Esto ocurre debido a que las enfermedades infecciosas se ven favorecidas por el cambio climático y la destrucción de la biodiversidad.

En tanto, Guillermo Folguera, quien es biólogo, filósofo e investigador del Conicet, asoció el “origen” de la pandemia con el “cóctel” que representa “la degradación ambiental que genera la migración de diferentes tipos de patógenos a nuestros cuerpos” combinado con “zonas de mucho hacinamiento (urbano) y bajas condiciones de salud”. Además, subrayó que en el último tiempo se exhibieron signos de daños palpables en el ambiente: “Amazonia, Australia y esta pandemia muestran nuestra debilidad”.

En la misma línea, en la revista científica “The Conversation”, los científicos franceses Rodolphe Gozlan y Sousshieta Jagadesh, ven más allá de dicha relación para sostener que “hay bastantes indicios para creer que la frecuencia con que aparecen nuevos agentes infecciosos podría aumentar, lo que hace temer una crisis epidemiológica mundial inminente”. Y a pesar de que “más del 70% de las infecciones emergentes son zoonosis”, estos especialistas aseguraron que “la frecuencia de las enfermedades asociadas tiende a aumentar con las pérdidas de biodiversidad” porque “la existencia de una gran variedad de especies que actúan como huésped puede limitar la transmisión”.

Otra temática que abordaron Giambelluce y Folguera, fue la disminución de CO2 producto del parate de transportes y del sistema productivo. “Esta situación no puede ser tomada como la cara positiva del coronavirus porque es transitorio. Los esfuerzos por disminuir la contaminación deben ser producto de medidas de carácter global y no el resultado de una pandemia”, dijo Giambelluca. En tanto, Folguera señaló que la pandemia obliga a “repensar el vínculo entre territorio, salud y ambiente”, sin lo cual “estaremos condenados a repetir escenarios y simplemente trabajar sobre las consecuencias”.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar