Incautan más de 2.000 kilos de carne podrida en San Francisco

Gendarmería realizó operativos similares en la ciudad de Frontera, en Santa Fe

Más de dos toneladas de carne en mal estado fueron incautadas ayer en las localidades de San Francisco, en Córdoba, y Frontera, en Santa Fe, en el marco de distintos procedimientos realizados a nueve carnicerías de la zona por parte de personal de la Unidad de Investigaciones de Delitos Complejos y Procedimientos Judiciales “San Francisco” de Gendarmería Nacional. Según se informó, los involucrados faenaban, acopiaban y comercializaban sin respetar las normas mínimas de salubridad.

Además “utilizaban químicos para alterar el color, olor y neutralizar la descomposición”. En tal sentido, se explicó que el 10% de los productos pertenecía a animales muertos, mientras que el resto era de animales muertos y no faenados para el consumo. En total, el material decomisado alcanzó los 2.771 kilos, muchos de los cuales estaban en avanzado estado de descomposición. “La red contaba con personal dedicado a la faena y distribución productos.

A tal fin se lavaban los animales, les aplicaban sustancias para adulterar el color y evitar la descomposición de los diferentes cortes que luego eran comercializados en carnicerías”, indicaron fuentes de la investigación. Los gendarmes también incautaron armas de fuego, municiones de diferentes calibres, computadoras, dispositivos móviles, vehículos, dinero en efectivo, freezer y caja de transporte empleada para depósito y documentación de interés a la causa. Los allanamientos fueron ordenados por el juez federal Pablo Montessi a solicitud del fiscal federal Luis María Viaut que es quien llevó adelante la investigación junto a gendarmes.

De acuerdo a lo indicado por el diario La Voz de San Justo, la organización pagaba entre 800 y 1.000 pesos cada animal, encargándose ellos de ir a buscarlos a los campos. “Cada vez que se moría un animal vacuno o porcino en el campo, el productor se ponía en contacto con estas personas que eran las encargadas de buscarlos”, señalaron desde la investigación. Tras los procedimientos, el magistrado interviniente la clausura de los comercios y la destrucción del material. Allegados a la investigación señalaron que los cabecillas de la organización serían dos sujetos que tienen residencia en Frontera, uno de ellos era el encargado de faenar los animales ya muertos.

20 Mayo 2019
Whatsapp
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar