Un joven de 15 años fue asesinado en otro caso de “gatillo fácil” en Córdoba

Ocurrió en Paso Viejo, departamento Cruz del Eje.

Cuando aún resuenan los ecos del asesinato de Blas Correas, las balas policiales se llevaron ayer la vida de otro adolescente, en un episodio ocurrido en la localidad de Paso Viejo, en el departamento Cruz del Eje, distante a 183 kilómetros de esta capital.

Por el hecho ocurrido en la madrugada de ayer, que también arrojó otros dos jóvenes heridos, cinco agentes fueron detenidos imputados del delito de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y por su condición de uniformados. La víctima fue identificada como Joaquín Paredes, quien fue asesinado por la espalda mientras se encontraba junto a un grupo de amigos en momentos en los que los uniformados abrieron fuego, hiriendo a Jorge Navarro (18) de dos balazos en el tobillo derecho y en la pantorrilla izquierda; y a Brian Villagra (15) con una herida punzante en el brazo derecho y fractura de fémur.

En medio de muestras de dolor, familiares y amigos convocaron para hoy a las 10 a una movilización en la plaza del pueblo para pedir justicia. El caso quedó en manos de la fiscal Fabiana Pocchettino, quien no descartó la realización de nuevas imputaciones e incluso agravar las existentes. Además, un subcomisario fue pasado a situación pasiva. Los agentes fueron indentificados como Maykel Mercedes López (24), Enzo Alvarado (28), Ronald Nicólas Fernández Aliendro (26) e Iván Alexis Luna (25). Además, el sargento separado es Jorge Gómez (33).

De acuerdo a las declaraciones de testigos y familiares, los jóvenes estaban bebiendo en una plaza y fueron corridos por la policía, que abrió fuego contra ellos. No obstante, otra de las versiones señala que los menores fueron desde la plaza al dispensario porque uno de ellos se habría descompensado. Como el centro de salud se encontraba cerrado, los jóvenes habrían comenzado una serie de disturbios, haciéndose presente la policía, desatando la represión. “Se tiene que hacer justicia. En este pueblo se conoce todo el mundo. No pueden hacer esas cosas”, indicó un tío del joven, que también formó parte de la policía.

La Policía dice que fue un “enfrentamiento”

El comisario mayor Leonardo Páez Stelmach, de las Departamentales Norte, sostuvo que “los efectivos respondieron porque fueron brutalmente agredidos”. “El personal policial asistió a las inmediaciones del lugar donde estaban estos jóvenes y fue agredido física y verbalmente. Tras repeler la acción, los efectivos se retiran y regresan a la comisaria”, explicó Stelmach, quien sostuvo que “los jóvenes fueron hasta la estación de policía y continuaron con las agresiones en el lugar y en el Juzgado de Paz”.

Con el caso de Joaquín, ya son 8 las personas víctimas de violencia policial en Córdoba desde el indicio de la pandemia. Así lo indicó un informe del Centro de Estudios Legales y Sociales (Cels). que el pasado 25 de septiembre señaló que “el contexto de pandemia profundizó las prácticas de violencia institucional tanto de la Policía de la Provincia de Córdoba como en todo el territorio nacional debido a las facultades de control de la restricción de circulación delegadas a las fuerzas de seguridad”.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar