Trump condenó al racismo pero no a las armas

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, salió a ofrecer ayer la más contundente condena al racismo que haya dado en su gestión tras las masacres registradas el fin de semana en El Paso y Dayton, en un estudiado discurso que buscó responder a las críticas que lo acusan de atizar el supremacismo blanco en su campaña contra la inmigración ilegal

WASHINGTON.-  “Con una voz, nuestra nación debe condenar la intolerancia, el odio y la supremacía blanca”, aseveró Trump al leer el discurso desde la Casa Blanca, donde insistió en que “estas siniestras ideologías deben ser derrotadas. El odio no tiene lugar en Estados Unidos”. “El odio deforma la mente, devasta el corazón y devora el alma”, afirmó el mandatario en el mensaje transmitido en directo a todo el país, que aún sigue shockeado por los dos tiroteos masivos que dejaron al menos 22 víctimas en El Paso, Texas, y otras nueve en Dayton, Ohio. Trump tildó a las matanzas de “ataques nefastos” y “crímenes contra la humanidad”, y confirmó que el tirador de El Paso, Patrick Crusius, publicó en Internet un manifiesto “consumido por el odio racista” antes de la matanza.

El texto, sin embargo, recurre a conceptos habituales en los discursos del mandatario contra la inmigración, como el de “invasión hispana” a Texas. Por eso, las críticas continuaron apuntando al líder republicano: el propio ex presidente Barack Obama llamó a rechazar a todo líder político que aliente un “clima de miedo” y normalice “sentimientos racistas” en Estados Unidos, y alertó sobre algo que Trump obvió intencionalmente, el fácil acceso a las armas. “Ninguna otra nación en la tierra se acerca a experimentar la frecuencia de los tiroteos masivos que vemos en Estados Unidos. Ninguna otra nación desarrollada tolera los niveles de violencia de armas que tenemos”, alertó. “La enfermedad mental y el odio aprietan el gatillo, no las armas”, había dicho en un párrafo Trump.

A su vez, el gobierno mexicano de Andrés Manuel López Obrador anunció que analiza presentar una denuncia internacional por el ataque de El Paso, donde murieron ocho ciudadanos de su país. “Consideramos que fue un acto de terrorismo en contra de la comunidad mexicano-estadunidense y contra connacionales que radican en Estados Unidos”, aseveró el canciller Marcelo Ebrard Casaubon.

06 Agosto 2019
Whatsapp
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar