La Corte Suprema revocó la prisión domiciliaria de Etchecolatz

Durante la misma jornada, un tribunal de Buenos Aires habilitó el beneficio para otros dos represores condenados

La Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN) revocó hoy, por mayoría, la prisión domiciliaria que había sido concedida al represor Miguel Etchecolatz en dos causas por delitos de lesa humanidad durante la última dictadura cívico-militar. 

Las resoluciones fueron firmadas por los jueces Elena Highton de Nolasco, Carlos Maqueda, Ricardo Lorenzetti y Horacio Rosatti siguiendo la línea jurisprudencial del caso precedente “Bergés”. En esa oportunidad, la Corte remarcó que la decisión relativa a la detención domiciliaria debe ser precedida ineludiblemente por informes del Cuerpo Médico Forense “porque su imparcialidad está garantizada por normas específicas” y que las conclusiones de estos informes deben poder ser controladas por las partes. 

Por su parte, el presidente de la CSJN, Carlos Rosenkrantz, votó en disidencia en ambas causas por considerar que los recursos de queja presentados por el Ministerio Público Fiscal son inadmisibles. 

Durante la misma jornada, el Tribunal Oral Federal Nº 5 de la Ciudad de Buenos Aires habilitó a los represores condenados por crímenes en la Escuela de Mecánica de la Armada, Juan Arturo Alomar y Guillermo Pazos, a cumplir en sus respectivos domicilios las condenas que recibieron a fines del año pasado por delitos de lesa humanidad. 

Alomar, de 70 años, condenado a trece años de cárcel, se le permitió cumplir la condena en su casa de Bahía Blanca, junto a su esposa Adriana Bilbao, debido a que la mujer presenta un trastorno depresivo. En el caso de Pazos, los jueces, sumado a Leopoldo Bruglia, votaron por el otorgamiento del beneficio, que encuentra su justificación en la edad “avanzada” y algunos problemas de salud.

30 Octubre 2018
Whatsapp
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar