Tratan de que el caso Sosa no quede en el olvido

Según la madre, hay testigos de un abuso de la Policía

La muerte de Ismael Sosa, seguidor del grupo de rock La Renga y cuyo cuerpo apareció flotando en el lago de Embalse de Río Tercero dos días después del recital que la banda brindó en Villa Rumipal, aún sigue sin definiciones concretas y sus familiares volvieron a marchar anoche para saber realmente qué le ocurrió al joven. El domingo pasado, mientras el gobernador José Manuel de la Sota inauguraba el período de sesiones ordinarias 2015 de la Legislatura, a pocas cuadras, en la esquina de Colón y General Paz, se congregaron militantes de la Coordinadora de Familiares de Víctimas de Gatillo Fácil y del Frente de Izquierda y de los Trabajadores (Fit) para denunciar el “silencio oficial” ante hechos que involucran a la Policía provincial. Es que el viernes pasado, Juan Borghi, abogado de la madre de Sosa, aseguró que existen testimonios de personas que dicen haber visto al joven junto a autoridades policiales antes de su desaparición. La madre del joven, Nancy Sosa, sospecha de la Policía, ya que los últimos testigos lo vieron golpeado mientras era aislado por efectivos. Luego de varios días de pedido de personas que hayan visto a Ismael en esas horas, su madre dijo que durante el pasado fin de semana surgieron testigos que al parecer vieron lo que ocurrió con su hijo, pero que fueron “amenazados por policías”. “Hay policías buenos y policías malos. A mi hijo lo agarraron los malos, los asesinos, y lo mataron” expresó Nancy, quien aseguró que “van a tratar de hacer pasar como que estaba borracho y cayó al agua, pero hay muchísima gente que vio lo que pasó y se acercó para contarlo”. El caso está siendo investigado por la fiscal de Río Tercero, Andrea Heredia Hidalgo, quien, tras informar oficialmente a la familia de la identidad del cuerpo, tomó algunas declaraciones a testigos y dispuso el secreto de sumario. Esta muerte puso nuevamente en la agenda las fuertes críticas que diferentes agrupaciones y organizaciones sociales vienen formulando al Código de Faltas de la provincia. Según la Coordinadora de Familiares de Víctimas de Gatillo Fácil, durante 2014 se registraron nueve casos de jóvenes muertos por el llamado "gatillo fácil", razón por la cual en los últimos seis meses hubo numerosas marchas para pedir el cese de la represión policial.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar