ATE advierte que el Hospital de Niños necesita 150 trabajadores

Según el sindicato, la falta de personal deja al nosocomio en una situación vulnerable

Con una clara advertencia respecto de las futuras y actuales falencias en el funcionamiento y en las prestaciones, la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) alertó ayer por la falta de personal en el Hospital de Niños.

En un comunicado, el Consejo Directivo gremial indicó que el nosocomio “tiene 150 vacantes que no se cubren, lo que impacta y deteriora cada día más la atención de la salud pediátrica”. Además, denunciaron que está en peligro el servicio de rayos, ya que cuenta con una sola radióloga los días jueves y viernes. “A pesar de la comunicación de la dirección del hospital, de que la semana pasada estaría resuelta la situación con 7 ingresos, hoy sigue sin aparecer el nuevo personal”, expresaron.

De acuerdo a lo especificado, la a situación se agrava aún más toda vez que se trata de un hospital de referencia a nivel provincial y también nacional. “La demanda, siempre en aumento debe ser atendida y el Estado Provincial es responsable”, aseguraron desde ATE, que remarcaron que la dotación de personal para el resto de los días de la semana también es insuficiente, lo que esto impacta de manera directa en la atención. En ese sentido, puntualizaron que la “situación es especialmente crítica en rayos, enfermería y camilleros”.

Respecto de la primera especialidad, indicaron que el trabajo está “totalmente disminuido, haciendo sólo el servicio de guardia central, sin poder hacer placas para internación, controles de yeso y sin poder cumplir con otras funciones esenciales de su puesto. En el servicio de enfermería, ATE señaló que mientras que “un trabajador que debe tener hasta 6 u 8 pacientes en una sala común, atiende de 12 a 15, duplicando así la cantidad de personas que puede atender”. Incluso, señalaron que hay horarios en los que “no hay camilleros”. “Por lo tanto, se le exige a las enfermeros ‘que camillen’, para lo cual deben dejar sus pacientes en terapia intensiva, con el consecuente riesgo para la salud de los internados”, indica el escrito.

Al respecto, desde la representación gremial señalaron que la sobrecarga de trabajo “impacta en la salud física, psíquica y en grados enormes de estrés, además de que resiente la calidad en que se brinda un derecho esencial como es el de la salud”. En ese sentido, señalaron que en los años 2018 y 2019 se produjeron varias bajas de personal por las paupérrimas condiciones laborales del hospital.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar